¿Con qué frecuencia deberías bañar a tu mascota?

Si tienes un pequeño cachorrito este no debe bañarse hasta que cumpla los 3 meses, ya que los animalitos a esta edad no tienen muchas defensas y pueden resfriarse con facilidad.

Para tener a tu mascota bien higienizada bastará con bañar a tu perro una vez cada 15 días puesto que lavarlo en exceso a pesar de ser un producto natural puede ser contraproducente ya que podrían dañar la capa de grasa que está sobre la piel de tu mascota y que lo protege de las agresiones externas del ambiente, como polvo, lluvia, ácaros entre otros.

No bañes a tu perro con agua fría, ya que esto le hará sentir una gran molestia, utiliza agua templada de 36 a 38 grados, y trata de hacer todo con tranquilidad, ya que si te pones nervioso tu mascota interpretará que algo malo le va a pasar y procurará huir de allí a toda costa.

bañar a tu perro

Comienza humedeciendo el pelo de tu mascota, comenzando desde las extremidades para terminar en la cabeza. Unta un poco de champú en tus manos y frota suavemente el cuerpo de tu mascota, comenzando por las extremidades y terminando con la cabeza, teniendo mucho cuidado de que no entre espuma en sus oídos ni en sus ojos.

Deja actuar por uno o dos minutos, y luego enjuaga a tu mascota hasta que el champú sea eliminado por completo.

Seca a tu mascota con una toalla ultra absorbente, no con secador, pues, aunque se ve genial la realidad es que el aire caliente puede resecar notablemente su piel. Los estilistas profesionales para perros utilizan secadores, pero solamente para terminar el secado cuando ya casi está listo, si quieres experimentarlo, puedes hacerlo, pero eso sí, con el aire templado y, en general más frio que cálido.

Cuando el pelaje esté seco, peina a tu mascota ¡y listo!, pelaje brillante y saludable para tu amigo canino.

Aprende estos trucos para bañar a tu perro fácilmente

Hay perros que disfrutan notablemente el baño, pero algunos con solo oír la caída del agua salen a correr y se esconden, o se ponen notablemente agresivos. Para evitar esta conducta sigue estos trucos:

Antes de bañar a tu perro, acarícialo y háblale mirándolo a los ojos, indícale que lo vas a bañar y que debe estar tranquilo y relajado. Si notas que se inquieta, solo espera a que se calme un poco, y luego agárralo serenamente.

En el lugar en que lo vas a bañar ten todo a mano. El champú Lulu’s Way 2 en 1, una toalla un recipiente con el agua tibia y un cuenco para echarle el agua a tu perrito.

Ten en cuenta que bañar a tu perro, aún si es pequeño requiere tiempo y dedicación, así no se sentirá asustado y estresado, buscando huir cada vez que vayas a repetir el proceso de bañarlo.

banar_a_tu_mascota

Procura no tocar sus orejas, ni con tu mano ni con el agua, a los perros no les gusta que toquen esta parte de su cuerpo y, de hecho, el agua dentro de la oreja puede causar infecciones. Si quieres limpiar esta parte de tu mascota, solo necesitarás pasar un algodón humedecido por la parte exterior de las orejas ¡y listo!

Siempre usa ropa cómoda para que puedas moverte con facilidad, y ten en cuenta que, en ocasiones, tendrás que bañarte después sobre todo si tu perro ha crecido pues, por su naturaleza en cuanto sienta que su pelo está muy cargado de agua se sacudirá mucho.

Nunca arrojes agua sobre la cara de tu perro, la zona de la nariz es sumamente delicada y, además se pueden molestar con esta actividad. Si quieres lavar esta zona utiliza una toalla húmeda.

Cuando llegues a la zona de la barriga y las almohadillas de las patas hazlo con una esponja suave, ya que estas zonas son muy sensibles y puedes llegar a causar algún daño a tu mascota si no lo haces con cuidado.

perro_banar

No dejes de agregar agua sutilmente hasta que esta salga completamente limpia. Para terminar, después de secarlo dale una galleta o uno de sus snacks favoritos como premio por participar en esta rutina.

Recuerda que tu perro, como en el establecimiento de cualquier rutina debe ajustarse periódicamente a que una vez cada 15 días o un mes le darás un baño, y con este procedimiento seguro lo lograrás.

Si durante el mes tu perro necesita un baño, puedes utilizar toallitas húmedas, si definitivamente es imprescindible bañarlo no dudes en usar el champú 2 en 1 Lulu’s Way, ya que por tener ingredientes naturales no resecará la piel de tu mascota, aún así bañando varias veces al mes a tu mascota.

Eso sí, recuerda que los perros no necesitan un baño diario, pues en lugar de ser beneficioso puede ser bastante perjudicial. Si tu mascota es muy joven o aún si ya lleva años viviendo contigo, no dudes en utilizar este excelente champú que dejará el pelo de tu mascota, suave y brillante como nunca hayas visto. ¡Te sorprenderán sus resultados!